Explorando mundos en miniatura

Llevaba bastante tiempo sin coger la cámara de fotos para experimentar. Esta tarde, por diversos motivos, necesitaba desconectar y relajarme, hacer algo diferente.

Hace tiempo ví una fotografía más o menos similar a la que os presento. Y tenía en mente hacer algo así pero con mayor ampliación.

Se trata de una escama de sal de apenas cuatro  milímetros. Para fotografiarla he utilizado tres tubos de extensión, trípode, cable disparador, flash y un pequeño reflector.

Al procesar el archivo raw he tenido que corregir las aberraciones cromáticas y aumentar un poco más el enfoque.

Al final, tras más de cincuenta intentos, creo que ha quedado algo medianamente decente. Y más, teniendo en cuenta que no dispongo de ninguna lente macro específica para estos usos ni un plato micrométrico para enfocar.

En fin. Espero que os guste.

2 pensamientos sobre “Explorando mundos en miniatura”

  1. El que la sigue, la consigue. Te ha quedado muuuuy bien, máxime cuando, como dices, no cuentas con un equipo macro. Me lo hubieses dicho y te dejo unas gafas que se me han quedado chicas…
    Una idea: la misma foto pero como fondo un cristal para que se pueda iluminar desde atrás y así conseguir detallar más la imagen. Creo que podría estar bien.

    1. Bueno, quizá que haya que tener en cuenta lo de la iluminación trasera. Quizá que quede algo curioso. Lo tendré en cuenta para la próxima vez que diga de hacer algo similar. Para entonces seguro que también te pido esas gafas que comentas 😉 Un abrazo

Deja un comentario